A pues sí….


¿Qué haces cuando sientes que no estas haciendo las cosas bien? ¿Cuándo volteas a ambos lados y no ves algo que te motive, que te haga querer seguir adelante? O simplemente que dejas de hacer muchas de las cosas que antes te apasionaban ¿Es sólo un cambio en el entorno, en el temperamento, en los hábitos?

Cuando llegué al D.F. siempre escribía de las ventajas de la soledad, del miedo de la gente a reflexionar acerca de quienes son realmente, de si aquello que hacen es una humilde monotonía o un reto delicioso. Ahora yo soy esa gente, no puedo voltear hacia dentro y ver blanco, claro y suave. Veo muchos baches en mi personalidad que me convierten en una persona que no quiero ser, probablemente sólo estoy siendo melodramático, o no.

Desde lo académico hasta mis hobbies, me he vuelto mediocre. También solía hablar mucho de la mediocridad, no como algo malo, sino como algo inevitable. Pero no es la misma que la que ahora siento. Esa es una mediocridad plena, suficiente, transitoria. La que yo acarreo deja de lado los aspectos buenos de la no-aspiración a la grandeza. Es más como un proyecto trunco. Y sí, estoy muy joven, me faltan algunos madrazos por ahí, uno que otro desencuentro y muchas alegrías.

Nada más no quiero sentirme sólo, sin estarlo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: