Veinte apuntes sobre el ciberLeviatán…


es el título de un artículo -si se le puede llamar así- escrito por Jean-François Fogel para el último número de Letras Libres.

En este icosavalente viaje hace una esquizofrénica radiografía de lo que el internet es, y deja de ser.

Trata por igual las implicaciones que tiene para la democracia clásica (muy pocas),
hasta los momentos claves en el ámbito tecnológico.
Madrid y Venezuela.
¿Público, masa, multitud o audiencia? ¿Qué somos?.

Irrelevante e incoherente se autolegitima al afirmar:

“Un discurso coherente sobre internet tiene que renunciar a la coherencia de la retorica clásica: tiene que ser discontinuo, ignorar la relación entre la causa y el efecto, acumular elementos, datos y pensamientos cuya mayor parte se ubica de manera provisional en la memoria RAM. El lector honesto de un discurso como éste tiene que prescindir del miserable orden de presentación utilizado por el autor y navegar sin huir de las contradicciones ni buscar una explicación única. Aunque nunca tocó el ratón de una computadora, Jorge Luis Borges ya sabía que “el lector escribe la obra una y otra vez”.

Recomendacion especial para bloggeros.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: